Diario de Noticias de Tabaco en Argentina, información de todas las provincias productoras de tabaco en Argentina.

La Federación Argentina de Productores Tabacaleros emitió un comunicado a cerca del cumplimiento de impuestos en el país

El pedido es extensivo a los poderes del estado, exigiendo el cumplimiento efectivo de la ley impositiva vigente.

0 10

Alrededor de 22.000 productores se encuentran comprendidos entre las 7 provincias tabacaleras argentinas (Jujuy, Salta, Tucumán, Chaco, Catamarca, Corrientes y Misiones) produciendo más de 33 mil hectáreas de tabaco Viriginia y 29 mil del tipo Burley y Criollo.

El desarrollo de este cultivo es del tipo artesanal por lo que demanda gran cantidad de mano de obra con más de 55 mil empleados rurales y generando recursos en sueldos y jornales por 11.555 millo es de pesos aproximadamente; un movimiento que abarca un total que supera al millón de personas dependientes de esta cadena de valor.

Estadísticamente en la última campaña tabacalera un 82% fue destinado al comercio exterior mientras que el restante 18% fue a consumo interno para la elaboración de manufacturas de tabaco para consumo local. El tabaco producido en el país genera dos tipos de ingresos al productor, uno dado propiamente por la venta de su producción a las empresas acopiadoras y el otro el complemento de precio abonado por el Fondo Especial del Tabaco.

Por su parte, el FET es un instrumento de promoción y desarrollo de la actividad en las 7 provincias y se integra de acuerdo a un porcentaje del precio de venta de la manufactura de cigarrillos. El inconveniente erradica en que, el último año un 69% de atados de cigarrillos fueron comercializados por empresas que cumplen con la ley impositiva vigente, mientras que el 31% fue comercializado por empresas que no cumplen con el pago del impuesto interno mínimo, lo que representa un perjuicio millonario para las arcas del estado nacional, provincial y municipal de cada zona tabacalera. Por este motivo, los ingresos del FET disminuyeron ampliamente en por lo menos $4.131 millones, lo cual implica una pérdida de aproximadamente $42,20 por kg de tabaco comercializado. Situación que impacta negativamente en el circuito económico de la producción y en toda la cadena de valor.

Afortunadamente, en mayo del 2021, la Corte Suprema de Justicia de la Nación revocó la medida nacional de un tribunal inferior que beneficiaba a una empresa manufacturera, eximiéndola de pagar el impuesto interno mínimo; por lo que, actualmente, todas las manufactureras de tabaco obligatoriamente deben cumplir el pago de dicho impuesto.

Destacando que esta situación pone en riesgo la continuidad de la actividad productiva, actividad que es fundamental en la economía de las provincias tabacaleras y en la contención social de miles de familias, la Federación Argentina de Productores Tabacaleros, exige el cumplimiento efectivo de la ley y el acompañamiento en la lucha de toda la cadena de tabacalera.

Noticias relacionadas
Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.